Para exigir a la Comunidad de Madrid los estudios que determinen el alcance y las medidas para minimizar sus efectos

Las informaciones oficiales del Centro de Emergencias de la Comunidad de Madrid señalan que el incendio del vertedero de neumáticos de Seseña no está extinguido pero sí plenamente controlado.

Una vez remitida la situación de urgencia directa vinculada a la aparatosa columna de humo, el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Ciempozuelos considera que es necesario ir más allá del control e información a la ciudadanía de las mediciones de calidad de aire que se están realizando de forma periódica por la unidad móvil instalada por la Red de calidad del aire de la Comunidad de Madrid.

Es preciso valorar el impacto que el incendio pueda provocar a medio y largo plazo para establecer las medidas necesarias tendentes a minimizar los efectos para las personas y el medio ambiente.

Se ha iniciado una ronda de contactos con consistorios de la zona afectada por el incendio y asociaciones ecologistas para exigir de forma conjunta al Gobierno de la Comunidad de Madrid, organismo competente, la realización de cuantos estudios sean precisos para determinar el alcance así como la implementación de las medidas oportunas para garantizar la salud y el revertir del impacto de lo acontecido.

Desde el equipo de gobierno no se descarta unirse a iniciativas institucionales y ciudadanas en los próximos días y semanas y se reitera su compromiso de informar de las actuaciones que se estén llevando a cabo en este sentido.